En el entorno de la senadora Vigo sostienen que el sábado en Diputados hubo consenso y acá no para repudiar el ataque a Cristina. La esposa del gobernador de Córdoba va con proyecto propio.

Schiaretti decidió no participar de la sesión en repudio al atentado a Cristina

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on email

A una semana del intento de magnicidio a la vicepresidenta Cristina Kirchner, las tensiones en el Congreso se reactivaron este miércoles con el intento del oficialismo de avanzar en un proyecto de declaración de repudio por lo sucedido el pasado jueves en Recoleta.

 

Tras conocerse que el bloque de senadores de Juntos no participará de la sesión, la senadora Alejandra Vigo, esposa del gobernador cordobés Juan Schiaretti también confirmó que no acudirá al recinto para avalar el proyecto del FdT. De acuerdo con lo que pudo saber LPO, la primera dama cordobesa no quedó conforme con la falta de consenso en la Cámara alta y decidió mantenerse al margen.

 

“No hubo consenso de ningún tipo. Fue diferente a lo que pasó en Diputados donde hablaron más, acá no pasó nada de eso”, reconocieron esta noche a este sitio desde el entorno de Vigo.

 

En un comunicado difundido en la noche de este miércoles, desde la bancada unipersonal que integra Vigo sostuvieron que “no se crearon las condiciones para llegar a un consenso que permita realizar una sesión similar a la de Diputados, en la que todos los bloques acordaron una resolución”. “Por ese motivo, la senadora Vigo presentó un proyecto de declaración que expresa lo que manifestó desde un primer momento: el repudio al ataque sufrido por la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y el pronto esclarecimiento judicial de un hecho de gravedad para la democracia y el pueblo argentino”, señalaron.

Convocan a una sesión en el Senado para repudiar al ataque a Cristina y Juntos no quiere ir

 

El sábado, cuando se votó el repudio en Diputados, el bloque de los tres parlamentarios que responden a Schiaretti -Carlos Gutiérrez, Natalia de la Sota e Ignacio García Aresca- repudió el ataque, aunque mantuvo un discurso de mesura. “El Nunca Más no es una construcción de una parte, es patrimonio del pueblo argentino, y es desde ahí que hay que repudiar y enfrentar las dificultades que la democracia tiene desde el inicio”, señaló Gutiérrez el sábado en la Cámara baja.

 

Pero, con el correr de los días, volvieron las críticas al Gobierno. El último, este martes cuando se mantuvieron al margen de la ley mordaza que impulsan algunos sectores del oficialismo.

 

“Se pretende avanzar con un proyecto de ley para amordazar a los medios y atentar contra la libertad de expresión con la excusa de acallar ‘discursos del odio'”, dijo el propio Gutiérrez, quien además de ser el jefe del bloque es uno de los dirigentes que integran la mesa chica de Schiaretti.

 

Ahora, a esa postura en Diputados del arranque de semana, se sumó el vacío de Vigo al oficialismo en el Senado; y así no habrá senadores que acompañen al oficialismo en la Cámara alta. Ya que los otros dos son Luis Juez y la integrante del PRO, Carmen Álvarez Rivero.

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on email

Deja una respuesta